Baja en 853 el número de beneficiarios de la Ley de Dependencia en Castilla y León

elnortedecastilla.es 17/09/2012

El mes de septiembre constata un descenso en el número de beneficiarios de la Ley de Dependencia en toda España. Casi 5.000 personas menos reciben prestaciones en toda España; de las que 853 son de Castilla y León, según los datos de la asociación de Gerentes de Servicios Sociales.

«Que la tasa de reposición no se mantenga, significa que ni siquiera las prestaciones y servicios que reciben los beneficiarios cuando fallecen se les asigna a una de las casi 240.000 personas que están en lista de espera en todo el país. De seguir esta tendencia que se inicia este mes se dejarían de atender a unas 60.000 personas en un año y se perderían unos 12.000 empleos», denuncia dicha organización.

Los efectos de los recortes del Gobierno en la Ley de Dependencia «se hacen visibles en los datos oficiales de este mes en la información estadística del Sistema de Atención a la Dependencia. El retroceso es notorio en todos los indicadores: 4.801 beneficiarios menos que el mes anterior, 4.354 solicitudes y 7.953 dictámenes menos, 4.459 grandes dependientes y 2.298 graves dependientes menos que en los dictámenes del mes anterior y 61.888 prestaciones y servicios menos. Es obvio que el sistema se destruye por inanición», señala esta asociación.

Según su análisis, 6 de los 19 gobiernos autonómicos presentan datos negativos con respecto al mes anterior y solo Extremadura y Galicia tiene más beneficiarios. Destaca además especialmente que «incluso la comunidad de Castilla y León, que ha sido modélica en el desarrollo de la ley, ha perdido 853 beneficiarios en el mes de septiembre». Aragón retrocede a datos que presentaba en mayo de 2010.

La organización achaca estos datos a la falta de reposición: «Seguramente lo que ha ocurrido es que estos beneficiarios han fallecido y ni siquiera de ha destinado el ahorro que eso supone para dar esa prestación o servicio a una de las 239.097 personas que se encuentran en el 'limbo de la dependencia', esto es personas a las que se les ha reconocido el derecho pero no se les ha dado ninguna prestación o servicio que le

corresponde. Esto indica que ni siquiera se mantiene la tasa de reposición, es decir se atiende a los que están en el sistema –recortando las prestaciones, reduciendo horas de servicio, y aumentando el copago– pero los que están en la lista de espera o los que pudieran venir no se les garantiza el derecho».

новинки кинематографа
Машинная вышивка, программа для вышивания, Разработка макета в вышивальной программе, Авторский дизайн